Archivo de la etiqueta: Abundancia

9 de Marzo 2014 – Sonríe

Abundancia

Origen de la abundancia más allá de “costo-beneficio”

Aunque uno no quiera reconocerlo se observa que en este continente de conciencia todo opera por medio de un intercambio dinámico. Dar y recibir son aspectos diferentes del flujo de energía cooperativa, y si estamos dispuestos a dar aquello que buscamos mantendremos la abundancia de la plenitud circulando en nuestra vida. El que está en armonía con esto sabe que las normas conductuales están relacionadas con los criterios individuales o de grupos y no con hechos objetivos, es así que lo que es bueno para un grupo no lo es necesariamente para otros. Esto se debe comprender primero intelectualmente, de allí vivenciarse y después viene la comprensión interna. Nada es estático. Nuestro cuerpo está en intercambio dinámico y constante con todos los cuerpos, nuestra mente mantiene una interacción dinámica con la conciencia, la energía que parece pertenecerme es una expresión de la energía de la totalidad. El movimiento de la vida es fluido como una corriente continua, y no es otra cosa que la interacción armoniosa de todos los elementos y las fuerzas que estructuran el campo de la existencia.

La lógica, como la mayoría cree, no es siempre el instrumento para observar la realidad en forma certera y auténtica, es probable que quien la usa pueda vivir y progresar, pero no comprenderá lo que ocurre; el sentido de la vida viene, a veces, de mirar más allá de la razón, mirar con el corazón y no con la premisa de costo – beneficio. Cuando se da la experiencia externa de luz significa la transformación de los deseos que nos atan en libertad emancipadora. La experiencia interna de la Luz es la transformación del caminar en la tierra. No importa cuán fugaz sea tu sonrisa, tu sonrisa es el verdadero comienzo de tu luz y sabiduría. Esta armoniosa interacción de los elementos y las fuerzas de la vida opera a través de la ley de dar. Puesto que nuestro cuerpo, nuestra mente y el universo mantienen un constante y dinámico intercambio, frenar la circulación de la energía es como frenar el flujo sanguíneo.

Por ello en el dar y recibir se mantiene la riqueza, la abundancia, la prosperidad o cualquier cosa que deseamos en la vida, circulando permanentemente. Es la oportunidad para ver el lado práctico de las enseñanzas sin dejar de lado su profundidad. Nosotros conocemos el mundo exterior de sensaciones y de acciones, pero de nuestro mundo interior de pensamientos y sentimientos sabemos muy poco, el propósito principal de la enseñanzas es hacerse consciente y familiarizado con nuestra vida interior y su propósito último es alcanzar la fuente de la vida y de la conciencia, de ello se deduce además la utilidad de la verdad, de la bondad, de la armonía, de la belleza, ellas son su propia meta en sí misma.

En toda semilla está la promesa de miles de bosques. Pero la semilla no debe ser acaparada; ella debe dar su inteligencia al suelo fértil. A través de la acción de dar, su energía invisible fluye para convertirse en una manifestación material: Plenitud que se expresa como yo soy Eso. R.Malak

Anuncios