Realización – 21 de Mayo 2016

21 mayo.jpg

Últimamente, los neurólogos han relacionado la pasión con el funcionamiento de neurotransmisores cerebrales, como por ejemplo la dopamina (que además produce taquicardia e hipertensión arterial), la noradrenalina (que provoca impulsos y motivaciones) y la serotonina (se supone que inhibe o reduce los estados pasionales, más bien regula las emociones).

Para nuestra revisión de datos, la pasión está relacionada con los deseos, dicho de otro modo, los deseos son impulsados por la pasión y viceversa. La pasión mueve las percepciones, los sentimientos y las emociones. La pasión desarrolla, incita y predispone a querer las cosas, provoca que el cuerpo se prepare para lo que el deseo o la inspiración han provocado.

La pasión no se despierta voluntariamente, ni puede suprimirse por la acción intencional, y puede ser una fuerza que se presenta como una emoción o sentimiento muy intenso. Los deseos, en cambio, se deben a ideas acerca de lo que ansiamos mantener o tememos perder, siempre en relación al organismo. Por tanto, a uno le ocurren las cosas con el cuerpo como una unidad, y estas se presentan como la emocionalidad.

Para una mejor comprensión se requiere reconocer cómo la mente ordena y procesa todos los impulsos que le llegan y cómo se confunde de preferencia con los pensamientos, no tan solo con la pasión. Para esto solo basta observarlos sin juicio, para que se detengan en su carrera loca, y en esta detención suave y natural se descubre a la mente que, en última instancia, se muestra refugiada en su fuente que es la conciencia esencial. Luego se reconoce que las aplicaciones del ego funcionan como un instrumento de lo humano que no tiene un lugar en la naturaleza real del Ser, la cual es infinita compasión y amor.

La mayoría de las pasiones que conocemos son fragmentarias, lo recomendado sería entender la Conciencia y su relación con este proceso. La Conciencia, con su umbral de comprensión, no se manifiesta a través de nosotros sino que nosotros somos Conciencia, que vive y se mueve en el mar de la vida, ya sea en plenitud o en ignorancia. R.Malak

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s