Meditación – 22 de Marzo 2016

22 marzo

Si hacemos una sencilla reflexión, nos damos cuenta de que la mayoría de nuestros problemas son complejos, dado que están armados por ideas entremezcladas. La atención no abarca diversas ideas a la vez, va revisando una a una. Primero se le toma atención a una sola de las ideas y así sucesivamente.

Nuestro templo interior se prepara, se retiran las cosas inadecuadas que nos limitan y nos atan. Al vaciar nuestro espacio interior de subproductos que están sobrando, se llenará de paz, de luz. Cuando vaciamos nuestro corazón de toda ignorancia, la luz, la sabiduría, sobrevendrá.

Si no se puede decidir inmediatamente cuál de los pensamientos revisar, divida las obstrucciones en varias partes y comience por aquella que se considere más importante, y mientras lo revisa excluya toda otra idea. Nosotros, como instrumentos, nos transformamos en un recipiente y somos llenados con todos los contenidos de conciencia que determinemos, pueden ser comprensión profunda o requerimientos demandantes.

Ya aclarada, la mente tranquila se vacía de urgencias, nuestro existir se convierte en un templo para luego tomar conciencia de Sí mismo. Nos llenamos de amor invocando la paz, la luz y la dicha infinita. Es como abrir las alas expandiéndonos en un vuelo desde nuestra conciencia centralizada, finita, objetiva y subjetiva, hacia la conciencia esencial carente de sufrimiento, en solo el amor Divino. Estamos ahora abiertos a la comprensión de lo Esencial, lo cual somos. Eso somos. R.Malak

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s