26 de Febrero 2016

26 febrero

La sociedad, como mente colectiva, construye su propio mundo de ilusiones, hipnotizando a sus integrantes. Cada uno se disfraza o se identifica con el ego, lo que generalmente conduce al desorden actual, al modo agresivo que llamamos “civilización”, que violenta todo a fin de satisfacer las ansias de pasión y de poder.

Los seguidores de las distintas sendas invitan a realizar una búsqueda, allí comienza el conflicto al ponerse a leer libros y asistir a charlas sobre estos temas, creyendo “que saber del tema” es lo mismo que la práctica.

Hay una cuestión que es fuerte y demandante: intentar quedar libres de las redes de la sociedad que nos ahoga. Sobreviene una explicación para describir el karma, las urgencias del cuerpo, de la materia y los apegos a la personalidad. Aparece una buena excusa para deshacerse de los enredos emocionales, especialmente los problemas no resueltos, un buen modo para eludir las necesidades, los sentimientos y las tareas de la identidad y de la familia, con la excusa de “estar en la búsqueda espiritual”.

Hay que aspirar a lo espiritual profundamente, ponerse a disposición de escuchar a Sí mismo, que se mostrará a su modo y cuando lo disponga. Lo digo de nuevo, usted no se puede engañar a Si mismo. La búsqueda no es excusa para esquivar las necesidades y obligaciones demandantes. R.Malak.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s