16 de Febrero 2016

16 febrero

Las personas, cuando pasan por estados espirituales que no pueden explicar, dicen que su identidad fue superada por una naturaleza no conocida o impersonal. Esa explicación parece la obvia al no conocer una interpretación de carácter espiritual que sea común, por lo que lo relacionan con una emanación divina.

Además de ello, lo describen como una singularidad, una unidad sin conflictos ni obstrucciones. Esta unidad se contrasta directamente con el mundo cotidiano, aunque su vastedad o multiplicidad se siente en todas las cosas, sin que a la vez deje de ser singular.

Algunos suponen que hay una meta que alcanzar, y esto se contradice con lo detectado: que esa comprensión siempre es, siempre estamos plenos de luz, y precisamente no saberlo es ignorancia. Por tanto, suponer que hay una meta es equivocado.

Lo que se detecta es el error y por ello se apunta a deshacerse de la confusión, lo cual puede suceder de manera paulatina o de manera repentina y completa.
Las referencias auténticas que mencionan la experiencia espiritual o mística, dan cuenta y divulgan que la revelación es un resultado definitivo. También parece ser compartido que no siempre puede ser comprendida por otra persona si se le describe.

Lo esencial no se logra voluntariamente. No podemos tomarnos el cielo por asalto, es más conveniente que sea suavemente y con gran ingenuidad, antes que intentarlo racionalmente. R.Malak

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s