PARADOJA DE REALIZACIÓN Y RÍO DE LA VIDA

Paradoja de la realización

PARADOJA DE LA REALIZACIÓN

4 de enero 2015

Esta es la paradoja de la realización, que una vez lograda, bien podría decirse que aquél no ha logrado nada y no quiere nada, que no acumula nada, que no posee nada, que se muestra como dueño del reino de los cielos. Muchos no entienden este sentido, suponen que se refiere a personas que están atrapadas en exigencias espirituales y en ejercicios extremos. Si uso palabras puedo expresar que se apunta a la luz que se muestra como perfección o paz sin urgencias, que hay una felicidad sin precisión que no está clasificada en los patrones tradicionales, es más como dicha positiva y absoluta. Las dificultades acumuladas, el condicionamiento, el conocimiento y la experiencia, los modelos de conducta, los miedos, los celos y la violencia, aún están allí, en la identidad, solo que son como un ruido de fondo, como el romper de las olas intentando destrozar las rocas del acantilado. Muchos no saben qué hacer con esos condicionamientos, pues las enseñanzas equivocadas los han vuelto ávidos de aprender a rechazarlos, ignorando que tanto el apego como el rechazo son, los dos, caminos del condicionamiento. ¿Qué hacer? Presenciar sin juicio, y en cada instante está la respuesta. R.Malak

AMBAS ORILLAS DEL RÍO DE LA VIDA, CONTENIDAS EN LO NO DUAL

5 de enero 2015

Los que siguen una meditación tradicional, generalmente buscan alternativas de armonía, de luz, de paz y plenitud. Estas personas privilegian estas alternativas mientras rechazan a la oscuridad, a las impurezas, a los conflictos, a la ignorancia que ven a su alrededor. Quisiera en esta ocasión describir lo inadecuado de este modo de separarse y condicionarse al intentar reconocer solo un lado del río de la vida.

Es como si fueras a comprar frutas y hortalizas y le pidieras al vendedor que solo vendiera la pulpa de los frutos, que no entregara las cáscaras que tienen. Suponer que por el hecho de meditar se está por encima de las contaminaciones, creer que se está desapegado, que no seremos víctimas de las impurezas y de la ansiedad, es una ilusión. Eso es suponer que seremos intocados por las fuerzas de la expresión de este mundo construido por las leyes que hemos aceptado como especie.

No puedo dejar de expresar que, de acuerdo a nuestra naturaleza profunda, lo que somos fundamentalmente es sólo Ser. Somos antes del nacimiento de todas las cosas, sin causa, y la grandeza de lo que somos yace en el hecho de que simplemente no hemos dejado de Ser, aunque nos mantengamos apegados a la expresión de esta personalidad.

Lo que somos es pura luz en todas sus formas y esto es lo que ha construido todos los objetos. De allí que aunque nuestra fuente no es un lugar, somos luz que da a los objetos su figura y su forma. El conflicto de esta aparente paradoja es que mientras nos expresamos como personas estamos atrapados en el tiempo-espacio, o sea, vivimos en el mundo de nuestros juicios, de nuestro constructo, de nuestra moral, de nuestra costumbre, más aún, a veces sin saberlo, cuando cambiamos nuestro modo de pensar cambiamos nuestra biología y cambiamos el mundo fenoménico, creyendo ilusamente que hemos evolucionado, cuando lo real es pleno, no dos, sin segundo. R.Malak

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s